Salud Integral Bioenergética
La nueva generación de la medicina cuántica
Inicio Quienes Somos Tratamientos Bases Científicas Contáctenos
 
Información de interés:
Bases científicas
Breve historia de la física cuántica
Magnetometro Squid
Bases científicas de que somos y emitimos energía
Historia de la biorresonancia
Psiconeuroendocrinoinmunología
 
 
 
Bases Científicas

Bases científicas de que somos y emitimos energía y que esta energía es el reflejo nuestro estado físico y mental.

Fritz-Albert Popp

- Profesor de física de la universidad de Marburgo (Alemania).
- Biofísico alemán descubridor de la COMUNICACIÓN CELULAR.
- Mediante la emisión de biofotones, por el núcleo (DNA) de la célula.
- Concluye: Las ondas magnéticas sostienen la vida, expresan el diálogo de las células entre sí (transferencia de información), siendo tanto fundamentales para el sostenimiento de la salud.
- A Popp se le ocurrió que el dispositivo podría ser corrector de frecuencias, partiendo de que el sistema vivo tenía que mantener un delicado equilibrio de luz.
- Popp descubrió que las emisiones de luz seguían ciertos patrones, ritmos biológicos de 7, 14, 32, 80 y 270 días (Ritmos biológicos), en que las emisiones eran idénticas, incluso después de un año.

- Analizó y vio que pacientes con cáncer, en todos los casos, las emisiones de los pacientes habían perdido los ritmos periódicos naturales y también su coherencia. Las líneas de comunicación interna estaban alteradas. Prácticamente estaban apagados.
En cambio en pacientes con esclerosis múltiple ocurría justo lo contrario era un estado de excesivo orden. Un exceso de armonía cooperativa impedía la flexibilidad y la individualidad. Los pacientes estaban tomando demasiada luz y esto impedía que las células pudieran hacer su trabajo. Literalmente se ahogaban en luz.

- También estudió los efectos del estrés, en un estado estresado el ritmo de emisión de biofotones aumentaba: Creando un mecanismo de defensa diseñado para intentar devolver el equilibrio al paciente. Con todos estos fenómenos, Popp concluyó que la emisión de biofotones era una especie de corrección que el sistema viviente activaba, para corregir las alteraciones. Así mismo concluye si el ADN usa frecuencias de todo tipo como herramienta de información, esto sugiere un sistema de retroalimentación con una comunicación perfecta a través de las ondas que codifican y transfieren la información, en lugar de un sistema de errores afortunados, gobernados finalmente por la casualidad.

- Con estos resultados se empezaba a explicar la capacidad regenerativa del cuerpo. Así mismo se podría explicar el fenómeno de los miembros fantasma. Sensaciones de calambres, dolores, cosquilleos, sensaciones físicas que hace sentir que un miembro amputado aun está presente.

- Después de varios estudios en animales y plantas, Popp descubrió que además las emisiones tenían un propósito externo al cuerpo. La resonancia de ondas no se usaba únicamente para comunicar dentro del cuerpo, sino también entre seres vivos. Esto lo llevó a otra posibilidad, si podíamos absorber los fotones de otros seres vivos también podríamos usar la información contenida en ellos para corregir nuestra propia luz cuando se alteraba.

- Empezó a experimentar con esta idea, si algunos productos cancerígenos, podían alterar la emisión de corporal de biofotones, también podría ocurrir que otras sustancias introdujeran mejor comunicación.

- Empezó a experimentar con varias sustancias no tóxicas, pero la única que tuvo éxito fue el Muérdago. Parecía ayudar al cuerpo a =resocializar= la emisión de fotones de las células tumorales. Lo experimentó con una paciente de 32 años con cáncer de mama y vaginal, y posterior a un año con una total recuperación.

- Para F.A. Popp la homeopatía era otro ejemplo de absorción de fotones, empezó a pensar en ella como absorbedora de resonancias. La homeopatía parte del principio de que lo similar debe tratarse con lo similar. Un remedio es diluido infinitesimalmente, al grado que llega un momento en que ya no existe ni una sola molécula de la sustancia original. Sin embargo de acuerdo a los experimentos de Benveniste (investigador Francés), el agua tiene memoria y por lo tanto entre mas diluido es mas potente, porque lleva mas información.

- Si una frecuencia corporal desordenada podía producir ciertos síntomas, una disolución muy diluida de una sustancia, que produjera los mismos síntomas también sería portadora de esas oscilaciones. Como un diapasón en resonancia, la solución homeopática podría atraer las oscilaciones equivocadas, permitiendo que el cuerpo volviera al estado normal.

- Popp pensó también que las señales electromagnéticas moleculares, también podrían explicar la acupuntura. Según la medicina tradicional chino, el cuerpo humano tiene un sistema de meridianos donde fluye energía invisible llamada CHI. Hay estudios científicos que demuestran que muchos puntos de acupuntura corporales ofrecen una resistencia eléctrica drásticamente menores que los puntos de piel que lo rodean (10 kilo-ohmios en el centro del punto, en comparación con 3 mega-ohmios en la piel que le rodea).
Se ha demostrado que cuando estos puntos se estimulan con frecuencias bajas se producen: Endorfinas y cortisol, y cuando se estimulan con frecuencia elevadas se libera serotonina y norepinefrina.

- El Cirujano Ortopedista Robert Becker que realizó numerosas investigaciones sobre los campos electromagnéticos corporales, diseñó un aparato especial para registrar cargas eléctricas. Después de muchos estudios el aparato mostró cargas eléctricas en los mismos lugares en cada una de las personas sometidas a la prueba y todos ellos se correspondían con los puntos de los meridianos chinos.

- Popp tuvo la certeza de su teoría del ADN y de que la emisión de biofotones era correcta y dirigía los procesos corporales. Posterior a muchos estudios, con la luz. Popp concluyó que los cuerpos mas sanos, o alimentos mas sanos, son los que tienen la intensidad de luz más baja y coherente. Cualquier alteración en el sistema incrementará la producción de fotones.

- La salud era un estado de comunicación perfecta, y la enfermedad un estado donde la comunicación se rompía. Enfermamos cuando nuestras ondas no están en sintonía.

Revisar su obra BIOLOGIA DE LA LUZ publicada en 1989.

Popp agregó que la enorme cantidad de información que necesita un organismo vivo solo se puede transmitir mediante oscilaciones que vibran a la velocidad de la luz. Poniendo como ejemplo la constante renovación celular; entre 7 y 10 millones de células por segundo, las fibras nerviosas y/o líquidos son por eso claramente insuficientes para trasladar la información precisa que solo es posible transmitir a través de receptores y emisores electromagnéticos situados en el ADN.

- Solo necesitaba que otros científicos produjeran las pruebas experimentales y mostraran el cómo.

[ Regresar ]

 
Inicio  |  Quienes Somos  |  Tratamientos  |  Bases Científicas  |  Casos y Testimonios  |  Preguntas frecuentes  |  Tips de Salud  |  Contáctenos
© Salud Integral Bioenergética 2010.     Homero 203 6° piso - 601 • Colonia Polanco • C.P. 11570 • México, D.F. Powered by Artak Solutions