Salud Integral Bioenergética
La nueva generación de la medicina cuántica
Inicio Quienes Somos Tratamientos Bases Científicas Contáctenos
 
Enfermedades / tratamiento:
Osteoartitis.
Aldosteronismo primario.
Cáncer
Endometriosis
Hipertiroidismo
Hipotiroidismo
Síndrome del ovario poliquístico
   
 
 
 
Enfermedades y tratamiento

Endometriosis.

Es el crecimiento aberrante de tejido endometrial fuera del útero, sobre todo en áreas dependientes de estrógenos en la pelvis y en los ovarios; es la causa más común de hemorragia anormal y de dismenorrea secundaria. Sus causas patogénesis y curso natural son poco comprendidos.

La frecuencia en EUA es de 2% en mujer fértil y de 3-4 veces mayor en la infértil.

La hipótesis mas ampliamente aceptada es que las células endometriales se transportan desde la cavidad uterina y posteriormente se implantan en localizaciones ectópicas. El flujo retrogrado de tejido menstrual a través de las trompas de Falopio podría transportar células endometriales intrabdominalmente; el sistema linfático o circulatorio podría transportar células endometriales a localizaciones distantes. Otra hipótesis es la metaplasia celómica: el epitelio celómico se transforma en glándulas similares a las endometriales.

CUADRO CLINICO

De acuerdo con la localización y extensión de los implantes endometriales llegan a producirse como resultado: Infertilidad, dispareunia, o dolor rectal con hemorragia. Típicamente se presenta dolor pélvico, el cual tiende a ser constante, inicia de 2-7 días antes de la menstruación y se vuelve cada vez mas intenso hasta que disminuye el flujo, masas pélvicas, alteraciones de la menstruación.

Los implantes sobre el intestino grueso pueden producir dolor durante la defecación, flatulencia abdominal o hemorragia rectal durante la menstruación, si se localiza en vejiga puede causar disuria, hematuria. Los implantes en el ovario puede formar una masa quística de 2-10 cm. de tamaño, aquellos sobre las estructuras anexiales puede formar adherencias en los anexos causando una masa pélvica.

DIAGNOSTICO

Se sospecha por los síntomas típicos, aunque debe confirmarse con la biopsia, generalmente por medio de laparoscopia, en ocasiones por medio de laparotomía, exploración vaginal, sigmoidoscopia o citoscopia. Deben existir tanto glándulas endometriales como estroma para diagnosticar endometriosis.

Se utilizan también algunos marcadores como el CA-125 (antigeno cancerigeno 125), que ayudan en la monitorización del trastorno.

Ultrasonido, enema de bario, urografía IV, TAC, RMN, muestran la extensión de la endometriosis, y ayudan a monitorizar el trastorno.

ESTADIFICACION DE ACUERDO A LA: American Society for Reproductive Medicine, se clasifica en:

  • ESTADIO I.- Mínima
  • ESTADIO II.- Leve
  • ESTADIO III.- Moderada
  • ESTADIO IV.- Grave

Según el número, localización, y profundidad de los implantes y la presencia de adherencias finas o densas.

TRATAMIENTO CONVENCIONAL

Tratamiento sintomático con AINES.

Un tratamiento más definitivo debe ser individualizado según la edad, los síntomas, y el deseo de la paciente de conservar la fertilidad y según la extensión del trastorno.

Las opciones son fármacos para inhibir la función ovárica y el crecimiento y la actividad de los implantes (agonistas de la Gn-RH --hormona liberadora de gonadotropina- y danazol), sin embargo no existe evidencia de que cualquiera de estos medicamentos incremente la posibilidad de embarazo. Su uso en la fase preoperatorio es de valor cuestionable para reducir el grado de dificultad de la cirugía. La duración óptima del tratamiento no es clara y los méritos relativos en términos de efectos adversos, riesgos, y beneficios a largo plazo, muestran diferencias insignificativas cuando se comparan con otros y en casos leves con placebo.

En algunos casos la resección quirúrgica conservadora de la mayor cantidad de tejido endometriósico posible y cirugía conservadora mas fármacos es otra opción. Si el proceso es grave o las pacientes están acercándose o han pasado la menopausia, se puede realizar una histerectomía abdominal con salpingovariectomia bilateral. Los fármacos y la cirugía conservadora son tratamientos sintomáticos; en la mayoría de los pacientes, la endometriosis reaparece después de la suspensión de los tratamientos, a no ser que se elimine completamente la función ovárica.

TRATAMIENTO DE ENDOMETRIOSIS EN SALUD INTEGRAL BIOENERGETICA

Lo más importante como siempre es determinar los factores de riesgo personales de cada paciente, y personalizar cada diagnóstico y tratamiento ya que cada paciente es individual, es único en el universo. Por lo tanto es necesario ser coherentes en la salud, es por eso que una sustancia o químico o cualquier otro tipo de tratamiento ya sea ingerido, inyectado, untado o por cualquier otra vía de aplicación no le funciona a todas las personas.

Aunque estoy de acuerdo que si el paciente tiene fe absoluta de que algo externo le va a curar, es posible que si lo logre; sin embargo como la enfermedad depende totalmente de una actitud o conflicto existencial, o percepción errónea de la realidad, lo más probable es que si no se logra hacer conciencia en el paciente del verdadero origen de su problema, tarde o temprano a corto o largo plazo se presentará el padecimiento de nuevo, o bien manifestarse en otra área de su cuerpo porque no se trato la raíz del problema.

Dicho de otra manera cada paciente tiene su propio ADN (acido desoxirribonucleico), es decir lo que determina tus características personales, lo cual es indiscutible. O simplemente, ¿Existen 2 personas que tengan la misma huella digital? Por supuesto que no, lo cual también es indiscutible.

Es decir aunque 2 pacientes tengan la misma enfermedad, cada uno tiene sus factores de riesgo en forma individual aunque sea el mismo padecimiento, es por eso que al identificar estos factores personales entonces realmente estamos individualizando o personalizando un diagnóstico y tratamiento, con amplias posibilidades de éxito.

Porque recordemos el éxito de un tratamiento, no consiste en retirar temporalmente los síntomas, sino en erradicar la enfermedad y que no se vuelva a presentar en nuestro cuerpo. Y definitivamente para lograrlo es indispensable entender el proceso real de salud-enfermedad.

Como ya lo ha demostrado en forma contundente y científica la PSICONEUROENDOCRINOINMUNOLOGIA, la enfermedad en realidad se origina en nuestro cuerpo mental emocional, es por eso que lo más importante es hacer conciencia en el paciente de que él es el propio creador de su enfermedad en forma inconsciente porque generalmente nadie conscientemente se quiere enfermar. Por lo tanto la clave del bienestar o el malestar radica en nuestras creencias y percepciones de la realidad, conflictos no resueltos, traumas no liberados etc. de los cuales generalmente no somos conscientes.

Nuestra clínica cuenta con equipos de última generación con tecnología de punta para determinar precisamente la causa mental emocional de cada padecimiento e incluso puede determinar si están influyendo factores externos a nosotros como coadyuvantes en un padecimiento, que finalmente estos factores externos nos afectaran dependiendo de qué tan susceptible este nuestro cuerpo a ellos.

Una vez que se determinan los factores de riesgo personales, se inicia el tratamiento, por medio de protocolos de tratamiento energético (biorresonancia) desarrollados por nuestra clínica. Este tratamiento es cómodo, no invasivo, preciso, sin efectos secundarios, y lo mejor del caso altamente efectivo, es decir medicina del siglo XXI.

[ Regresar ]
 
 
Inicio  |  Quienes Somos  |  Tratamientos  |  Bases Científicas  |  Casos y Testimonios  |  Preguntas frecuentes  |  Tips de Salud  |  Contáctenos
© Salud Integral Bioenergética 2010.     Homero 203 6° piso - 601 • Colonia Polanco • C.P. 11570 • México, D.F. Powered by Artak Solutions